sábado, 9 de marzo de 2019

El Corazón De Un Guerrero Devocional de 14 días

Una crisis antigua e incesante

Quizás nuestro mayor desafío es ponernos de acuerdo con respecto al problema que atormenta a los hombres. Los hombres son víctimas de una guerra antigua e implacable sobre la identidad masculina. Sufren un estado de estar perdido que se repite generación tras generación. Tengo un deseo para los hombres. Tengo una visión que me alimenta… 

Espero un día ver el corazón de los hombres tan asentado en su fundamento, tan bien entrenado, tan bien capacitado y tan comprometido que cuando el enemigo se atreva a levantar su cabeza, los amados hijos, guerreros de Dios, sabrán qué hacer. Y lo harán bien. 

Para que esto suceda, un hombre debe recuperar su verdadero corazón: el buen corazón lleno de la vida de Cristo, sellado con el carácter que el Padre les da a sus hijos al momento de renacer. Además, necesita apreciar que él verdaderamente es el hijo amado de un buen Padre.En ese momento, y sólo entonces, ese hombre puede reconocer y entrenar su corazón de guerrero. 

Un hijo amado siente el amor incondicional de su Padre de una forma que lo impacta profundamente y lo deja sin: 

Nada que esconder, 

Nada que probar, 

Nada que temer. 

Él es un guerrero con un corazón afirmado, entrenado y capacitado para enfrentar las batallas de vida o muerte que están ocurriendo en su interior y a su alrededor. Ser un guerrero implica más que usar la fuerza. Es algo más profundo: es una habilidad, una intuición, una gracia. 

Los guerreros son personajes peligrosos en cualquier historia y se pueden persuadir a asumir roles e involucrarse en causas para las que no fueron creados o entrenados. Lo vemos todos los días en las noticias: hombres que toman atajos, que se comprometen , que cruzan límites borrosos, que se esconden y ambicionan. Nos está matando. 

Lo que yo llamo “desorientación” se ha derivado de esta confusión. Es una advertencia de lo que podría suceder si no recuperamos una manera antigua – por que los hombres desorientados producen más hombres desorientados y el legado de fracaso pasará de una generación a la siguiente. Espero convencer a los hombres a eliminar cualquier cosa que les impide recibir el amor que Dios les ofrece. Este es el amor que un Padre tiene por sus hijos amados. Entonces, después de haber recuperado su habilidad de recibir el amor del Padre, espero poder inculcar en los hombres un reconocimiento (durante muchos encuentros) del entrenamiento continuo que se requiere para que los hombres desorientados se vuelvan orientados. 

¿Qué significa estar “orientado”? Un “hombre orientado” cimenta su vida y sus acciones en tres cosas: en su identidad, en su entorno y en su misión. Él tiene en claro lo siguiente: 

Quién es. Él es un hijo amado del Padre en Cristo. 

Donde está. Un hombre orientado tiene “ojos para ver y oídos para oír” lo que está sucediendo en su alrededor. Está atento a las fuerzas espirituales que operan detrás de las circunstancias perceptibles. 

El bien que Dios quiere para su vida. Un hombre orientado busca asociarse con los planes redentores del Padre. Busca el bien que Dios está haciendo en su vida y a través de ella. Ve las circunstancias y las relaciones con un corazón avivado y comprometido. 

Con el tiempo, el estilo de vida orientado resulta en un corazón más afirmado - una estabilidad más profunda que viene de una experiencia constante. Un corazón afirmado (el de un hombre que no tiene nada que esconder, nada que probar o que temer) no se desarrolla de la noche a la mañana. Es a través de una renovación profunda del corazón que podemos convertirnos en verdaderos hombres. 

NO TE ENGAÑES : Entrenarse para tener una vida orientada no es fácil, pero es bueno y siempre está en progreso. 

En tu tiempo a solas con Dios, pregúntale lo siguiente

Dios Padre, ¿qué está impidiéndome ver a mí mismo como tu hijo amado? 

Jesús, ¿en qué áreas de mi vida necesito orientación? ¿Cuál es la causa de mi desorientación? 
(Esta serie de devocionales para hombres “The Heart of a Warrior” está compuesta de extractos y citas del libro “The Heart of a Warrior”. Para adquirir su copia y para otros recursos visite http://www.zoweh.org/spanish)

Jeremías 29:11
11Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.

S. Mateo 3:17
   17Y hubo una voz de los cielos, que decía: Éste es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia.

S. Lucas 8:15
15Mas la que cayó en buena tierra, éstos son los que con corazón bueno y recto retienen la palabra oída, y dan fruto con perseverancia.

Proverbios 4:23
23Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón;
Porque de él mana la vida.
 
 
   

Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Páginas vistas en total